ABC Madrid, July 26, 1991

From The Elvis Costello Wiki
Jump to: navigation, search
... Bibliography ...
7475761977787980
8182838485868788
8990919293949596
9798990001020304
0506070809101112
13141516171819 20


ABC Madrid

Spain publications

Newspapers

Magazines

Online publications


European publications

-

Elvis Costello: «El mundo es estúpido, y yo ño tengo por qué seguir su ritmo»


translate
  Pablo Carrero

Comienza esta noche en Las Ventas su segunda gira española — El pionero de la «nueva ola» actuará en Madrid, San Sebastián, Barcelona y Gijon

Madrid. M. M. C. — Declan McManus, Elvis Costello para la historia del «rock», regresa esta noche a Madrid después de una década sin actuar en España. El principal representante de la «nueva ola» británica surgida en los últimos años setenta ha publicado «Mighty like a rose», su último disco, que presentó a la Prensa española hace unos meses y ahora lo hace ante el pública. En aquella ocasión el músico londinense estrenaba su nueva imagen, más cercana a la del viejo Dylan que al del miope despistado que le caracterizó en la pasada década.

Elvis Costello comienza esta noche, la segunda gira española de su carrera, que además de actuar esta noche en Madrid lo lleva mañana a San Sebastián; el día 29, a Barcelona, y el 30,a Gijón. Cuando Declan McManus,su auténtico nombre, publicó su último disco, «Mighty like a rose», se presentó ante los medios con su nueva imagen, de larga melena y poblada barba, que en nada recuerda al'tipo miope con aspecto de despistado de su primera época, la que le vio abanderar en Gran Bretaña la llamada «new wave».

Después de catorce años de carrera artística, Costello está dispuesto a seguir componiendo «hasta los 70, porque estoy seguro de que siempre tendré algo que decir». Conciencia critica de la sociedad británica, el músico londinense no tiene reparos en admitir que «me da vergüenza ser inglés; vivo en Dublín porque inglaterra está llena de ingleses, y eso es horrible». No se considera, sin embargo, un músico comprometido: « No escribo de política conscientemente, pero lo que veo y lo que siento me pueden llevar a escribir de ello».

Paul McCartney

Costello ha colaborado y escrito canciones para músicos como Nick Lowe, Dave Edmunds, Linda Ronstadt o Robert Wyatt, aunque su más destacada participación fue en el último disco de estudio de Paul MacCartney, «Flowers in the dirt». Componer con un músico de tal calibre no supone nada especial para Costello: «No podra trabalar si me parase a pensar que estoy junto a un mito; simplemente pienso que es un amigo». Antes de emprender esta gira europea que ahora llega a España, Elvis Costello estaba trabajando en la banda sonora para una serie de televisión, «algo tranquilo y relajante, totalmente instrumental».

La familia Costello mantiene ya una tradición musical importante; su abuelo y su padre (que ha participado en este último disco) son trompetistas de «jazz», sus cuatro hermanos también son músicos, mientras que su hijo ya hace sus pinitos con la guitarra. Otra de sus facetas es la de productor —a él se deben los primeros discos de Specials—, aunque esta. actividad parece querer aparcarla de momento porque «la última vez que produje un disco fue el de los Pogues, y terminé casándome con su bajista —Cathe O’Riordan».

Costello es poco optimista cuando juzga la música que le rodea — «el “pop” está en declive desde Mozart», ha llegado a declarar—, e incluso se ha permitido pegarles un tirón de orejas a John Lennon y Pink Floyd en una de sus últimas canciones, «The other side of summer», en las que crítica dos títulos de los mencionados artistas: « Imagine» y «Anothe brick in the wall». Además, el londinense procura mantenerse al margen de las modas: «No me preocupo de las tendencias ni del mercado, simplemente hago lo que me apetece, y eso revierte en la calidad de mi música»


The Rude 5

Ya no son The Attractions el grupo que acompaña a Costello en sus discos y conciertos. La banda que le apoya en esta gira, The Rude 5, está formada por Lawrence Knechtal al teclado, Jerry Scheff al bajo, Marc Ribot (antiguo compañero de Tom Waits) en la guitarra y Pete Thomas tras la batería. Cabe añadir que quienes no hayan recuperado aún el importe de las entradas del concierto de Simple Minds, suspendido anteayer, pueden si lo desean canjeadas por las del concierto de Costello en las taquillas de la plaza de toros de Las Ventas.

(Más información en páginas gráficas)


Discografḯa

Inquieto y prolífico compositor, Elvis Costello ha compuesto y grabado en sus catorce años de carrera más de doscientas canciones, lo que a lo largo de quince álbumes (trece oficiales y dos recopilatorios) arroja una generosa media de catorce canciones por álbum. La cosa es, más o menos, como sigue:

My aim is true, 1977 — Una joya en bruto. Costello urga con excelentes resultados en el Rhythm and Blues más primitivo y directo, el «ska-pop» propio de la época y la balada renovadora.

This year’s model, 1978 — «Pop» inmediato y urgente. Magnḯficas composiciones de menos de tres minutos entre las que se incluye la perfecta «No action».

Armed Forces, 1979 — Cierra una primera trilogía Con una nueva colección de espléndidas composiciones. «Pop-rock» intenso y emocional, desde la inmediatez y frescura de «Oliver’s Army», uno de los mayores éxitos de toda su carrera, a la furia de «Whats so funny about peace, love and understanding».

Get happy, 1980 — Nada menos que veinte canciones y un norte: el «soul» de los sesenta de un a otra costa de los Estados Unidos, con versión de Sam and Dave incluida.

Trust, 1981 — Primeros síntomas de sofisticación. «Pop» cuidadoso, con mucho piano y arreglos de cuerda. Excelente dúo con Chris Difford —Squeeze- en «From a whisper to a scream».

Almost blue, 1981 — Unos meses después, Costello se va a Nashville para grabar un disco conflictivo. Doce versiones de clásicos del «Country» acogidos con las opiniones más dispares por parte de la crítica. Con la espléndida «Good year for the roses» logra un notable éxito.

lmperial Bedroom, 1982 — Disco complicado y barroco. Saturación de arreglos para un álbum para el que hay que tomarse su tiempo.

Punch the clock, 1983 — Vuelta al «pop» inmediato de anteriores trabajos. En él, otros dos de sus más celebradas grabaciones, «Shipbuilding» y «Pils and soap».

Goodbye cruel world, 1984 — Nueva ascensión sobre et barroquismo de Imperial bedroom, con la presencia de Daryl Hall en los créditos. Quizá su álbum más flojo.

King of America, 1986 — Viaje a Estados Unidos. Colaboraciones con T-Bone Burnett y soberbio disco, esta vez sin los Attractions y firmado por «The Costello Show and the confederates». Versión del «Don’t let me be missunderstood» de los Animals y primera aproximación clara a la Costa Oeste y a Dylan.

Blood and chocolate, 1986 — De vuelta a Inglaterra y de nuevo con los Attractions, Costello graba un disco de sonido mucho más crudo que su precedente. En él, una de sus mejores baladas, «I want you».

Spike, 1989 — Más de dos años sin grabar—normal en cualquier otro artista pero rarísimo en Costello— y cambio de compañía. El resultado, el disco «pop» del año. Toques «jazzísticos», emocionantes baladas y «pop» de toda la vida en el espléndido sencillo «Veronica», compuesto a medias con Paul McCartney.

Mighty like a rose, 1991 — Más Costa Oeste que nunca, Costello vuelve a colaborar con McCartney y logra de nuevo un disco soberbio. El primer sencillo, «The other side of summer» debería devolverle a los primeros lugares de las listas de éxito.

Además, y por si esto fuera poco, Costello tiene dos excelentes recopilatorios, «Ten Bloody Marys and ten how’s your father», y «Out of aour idiot», que recoge rarezas y colaboraciones con otros artistas como Nick Lowe (productor de sus primeros discos) o T-Bone Burnett, con quien tocaba como The Walker Brothers.

-

ABC Madrid, July 26, 1991


Pablo Carrero profiles EC ahead of concerts with The Rude 5, Friday, July 26, Madrid, 27th, San Sebastián, 29th, Barcelona, and 30th, Gijon.

Images

1991-07-26 ABC Madrid page 69.jpg
Page scans.

1991-07-26 ABC Madrid page 95.jpg



Gente

Elvis Costello, el Rey Mago del Pop


  Pablo Carrero

En la Inglaterra de 1977, cuando el recién nacido movimiento «punk» empezaba sin embargo a morderse la cola y a perder interésante la escasez de nuevas ideas, hacían falta un par de cambios. El primero era, naturalmente, el del nombre de Declan Patric Aloysious McManus por Elvis Costello, bastante más razonable para convertirse en estrella del Rock and Roll que el que sus progenitores tuvieron a bien endosarle. El segundo consistiría en encauzár la desbordada energía del «punk» hacia terrenos más creativos.

Una vez realizado el primero, sería el propio Costello uno de los más eficientes encargados de llevar a buen término el segundo.

Eran los tiempos en que la Nueva Ola daba sus primeros pasos y, a la vez, algunos de sus mejores frutos. Costello, un tipo cori pinta de universitario empollón y un tanto pardillo, se presentaba, sin embargo, con una de las mentes más lúcidas de cuantos, por la época, se dedicaban al mismo negocio. My aim is true, su ópera prima, resumía en cuarenta minutos escasos varias de las líneas maestras del mejor «pop» de los años ochenta. Con una producción tosca y falta de brillo, las canciones de esta primera entrega daban ya clara idea del potencial compositor de la nueva estrella, potencial alargado, además, a unos textos sinceros, amargos y paladeables línea a línea.

La soberbia carrera de Costello no hacía más que empezar. Disco a disco (cori una progresiva pero nunca exagerada sofisticación de uno a otro en los arreglos e induso en las estructuras de las propias canciones) se iba afianzando una de las figuras más importantes de la música popular contemporánea. Del Rhythm and Blues y el Soul al Country, Costello ha sabido como nadie asimilar todas sus influencias para crear canciones inconfundiblemente personales.

Recientemente se ha puesto en circulación Mighty like a rose, su última entrega, en la que la influencia de la música de la Costa Oeste y en particular la de Dylan —presentes ambas desde King of America, en 1986— se traducen en catorce nuevas y espléndidas canciones.

Costello ha sobrevivido durante sus catorce años de carrera a cualquier moda o corriente y ha demostrado ser, antes que nada, un espléndido compositor de música pop.

-



Back to top

External links